Viernes, 14 de mayo de 2021

ESTUDIO BÍBLICO #98 – VIERNES, 14 DE MAYO DE 2021

TEMA: LA NOTA MUSICAL DEL DÍA POSTRERO

Dr. William Soto Santiago

Martes, 9 de noviembre de 1999

Buenos Aires, Argentina

Escritura base: Apocalipsis 22:12 / San Mateo 16:26-27

 

LIBRO DE CITAS – Pág. 133

El futuro hogar

Jeffersonville, Ind., 2-8-64

Rev. William M. Branham

1183 – “Enoch, antes de la destrucción antediluviana, cuando la justificación estaba entrando, él puso en manifiesto una señal. Y en esta pirámide hay siete escalones que van a los aposentos del rey. Observen, en el séptimo escalón (si alguna vez estudiaron las dimensiones de la pirámide) el que sale para llevar el que llega para presentarlo al rey. Observen, cuál colocación se halla ahí y ustedes verán el día que están viviendo (en la pirámide)… Y nosotros estamos en la séptima edad de la Iglesia antes que el Rey tome Su Trono”.

 

LIBRO DE CITAS – Pág. 37

Adopción #4

Jeffersonville Ind., 5-22-60

Rev. Willam M. Branham

311 – “…AHORA MIRE LA EDAD QUE VIENE AHORA, HACIA ARRIBA A LA PIEDRA ANGULAR. ¿Ven lo que quiero decir? La Venida del Señor, LO HECHO CONOCIDO. DIOS EN TODA CREACIÓN ESPERANDO QUE LA IGLESIA HALLE SU LUGAR POSICIONALMENTE”.

 

EL SÉPTIMO SELLO Y LA TERCERA ETAPA

Dr. William Soto Santiago

Domingo, 15 de marzo de 1998

(Segunda actividad)

Asunción, Paraguay

En nuestro hermano Branham operó el ministerio de Elías y de Jesús, temporalmente; y para este tiempo final estará operando los ministerios de Moisés, de Elías y de Jesús. Estos son los tres grandes ministerios que Él ha prometido manifestar en este tiempo final, en donde la Tercera Etapa estará llevando a cabo todas estas cosas que están prometidas para este tiempo final. Y la parte más importante de la Tercera Etapa es la que viene antes de los grandes milagros y maravillas; porque Dios no coloca milagros y maravillas primero, y después la Palabra, sino que coloca Su Palabra primero; primero viene la Palabra, y después vienen los milagros y las maravillas. Ustedes pueden ver que primero viene el Mensaje de parte de Dios, y después, más adelante, los milagros y maravillas le seguirán.

Y ahora, en esta parte del Mensaje surgiendo es la Tercera Etapa en una forma reservada para los escogidos de Dios, abriéndole el misterio del Séptimo Sello (o sea, abriéndoles el Séptimo Sello, el misterio de Su Venida) y así tocándoles la Trompeta Final o Gran Voz de Trompeta del Evangelio del Reino, con el cual son dados a conocer todos estos misterios de este tiempo final.

Ahora, por cuanto en la primera y segunda etapa que Cristo manifestó por medio del precursor de la Segunda Venida de Cristo, al él dar a conocer esas etapas abiertamente y decir cómo funcionaban, hubo imitadores que interrumpieron el Programa que Dios estaba llevando a cabo por medio del reverendo William Marrion Branham, y se enredó la línea de pescar en ese tiempo; y muchos aparecieron imitando lo que hacía el precursor de la Segunda Venida de Cristo. Y el Ángel le dijo que él hizo lo que Él (el Ángel) le dijo que no hiciera, porque el Ángel le dijo que guardara silencio en cuanto a esas etapas.

Y ahora, le dijo… para la Tercera Etapa le dijo: “De esto no le dirás nada a nadie. Guardarás silencio en cuanto a esto”. Por eso es que de esta Tercera Etapa tenemos que hablar así, en una forma rápida y sin mucho detalle, solamente mostrando que esa Tercera Etapa es la etapa donde el Espíritu de Cristo… que es el mismo Jesucristo en Espíritu Santo, el mismo Ángel del Pacto manifestado en carne humana en Su Ángel Mensajero llevando a cabo la Obra correspondiente al Día Postrero.

Esa es la Tercera Etapa, de la cual habló el precursor de la Segunda Venida de Cristo. Y Su Venida tiene diferentes fases, tanto para con Su Iglesia-Novia (con los escogidos) como también con las vírgenes insensatas, que son los creyentes en Cristo que no han recibido el Espíritu de Cristo (o sea, que no tienen aceite en sus lámparas) y que no pasarán al rapto para ir a la Cena de las Bodas del Cordero; no podrán ser transformadas, porque primero tienen que tener el Espíritu de Cristo, tienen que recibir el nuevo nacimiento, tienen que recibir el cuerpo teofánico, para luego recibir el cuerpo físico y eterno.

Y ahora, vean ustedes, también el Séptimo Sello tiene que ver con lo que Dios estará llevando a cabo en este planeta Tierra. Por lo tanto, la Segunda Venida de Cristo cubre todos los órdenes de la raza humana que estarán viviendo en este tiempo final; nada quedará fuera del Séptimo Sello; todo será impactado por el Séptimo Sello, todo será impactado por la Segunda Venida de Cristo con Sus Ángeles.

Y para la manifestación del Séptimo Sello (que es la manifestación de la Tercera Etapa) los peces grandes que tenía que pescar nuestro hermano Branham en la visión que tuvo pescando en un lago, en donde el Ángel le dijo que le iba a enseñar a pescar…, y le dijo: “Ahora prepara tu anzuelo con la carnada. Ahora tírala lejos (todo eso lo fue haciendo). Y ahora dale un halón, hala en esta forma, y los pececitos pequeños van a ver y van a venir. Y luego hala un poquito más la cuerda, más rapidito; los peces pequeños van a seguir la carnada y el anzuelo, y los peces grandes van a ver lo que está sucediendo, van a ver a los peces pequeños siguiendo esa carnada, y entonces los peces grandes van a venir”.

Pero cuando le tocó hacer esa parte, haló tan fuerte que sacó la cuerda con el anzuelo y un pescadito tan pequeño que parecía la carnada que había colocado sobre el anzuelo. Y el Ángel le dijo: “Has hecho lo que yo te dije que no hicieras”.

Eso fue cuando él le enseñó a pescar a todos los demás que estaban allí en el lago. Él les dijo: “Yo sé cómo pescar”. Ellos vinieron a él y le dijeron: “Hermano Branham, usted sabe cómo pescar” (eran muchos ministros que estaban pescando allí). Y entonces él les dijo: “Sí, yo sé cómo pescar. Vengan, que les voy a enseñar”. Y eso causó muchas imitaciones; porque ese secreto de cómo pescar en su edad era para él conocerlo y ponerlo a funcionar para pescar los peces (o sea, los hijos e hijas de Dios) correspondientes a esa edad.

Y ahora, vean ustedes el por qué tuvo bastantes problemas él en su vida ministerial con grupos religiosos; podemos ver por qué en parte: porque él enseñó cosas, o sea, les dio a conocer secretos que eran solamente para él conocerlos, se los dio a conocer a otras personas.

Pero ahora el Ángel, luego de decirle que había hecho lo que el Ángel le dijo que no hiciera, y tenía la línea toda enredada, el Ángel lo llevó a otra visión (o sea, lo pasó a otra visión más arriba) y le mostró una carpa; y en la carpa le mostró un cuartito pequeño, le mostró también un llamado al altar y le mostró también una línea de personas que iban para recibir la oración por sanidad, los cuales iban entrando en un cuartito pequeño; y dice que la Columna de Fuego que lo acompañaba a él, voló de él, y estaba hablando con otra persona más arriba de donde él estaba, y luego se fue a ese cuartito pequeño.

Recuerden que es una visión, por lo tanto su cumplimiento tiene parte…, o sea, tiene aplicación espiritual y también aplicación física. Así como el lago donde estaba pescando: no es que tenía que irse a un lago literal para ir a pescar peces, sino que los peces son los hijos e hijas de Dios; pues Cristo dijo: “Venid en pos de mí, y yo os haré pescadores de hombres”, dijo Jesucristo a Sus apóstoles, que eran pescadores; porque el cristianismo está representado en los peces y está bajo la era de Piscis.

Por eso los cristianos dibujaban un pez o dos peces allá en las catacumbas cuando eran perseguidos, porque el cristianismo está representado en los peces. Y por eso Cristo dijo: “Venid en pos de mí, y yo os haré pescadores de hombres”.

Y por eso también vemos que para el fin del siglo dice que la red será sacada a la orilla, y serán recogidos los peces buenos y lo malo será echado fuera; y eso lo harán los Ángeles del Hijo del Hombre; y eso es para el fin del siglo, en donde aparecen los Ángeles del Hijo del Hombre, que son los ministerios de Moisés y Elías manifestados en el tiempo final.

Y ahora, vean ustedes cómo para pescar nuestro hermano Branham, cumplir la misión de pescar, tenía que ir al lago o al mar de las naciones, pueblos y lenguas, porque aguas representa pueblos, naciones y lenguas; y peces representa hijos e hijas de Dios, seres que escucharán la predicación del Evangelio de la Gracia y recibirán a Cristo como Salvador; y así son colocados en el Reino de Dios.

Ahora, podemos ver la aplicación que tiene esa visión en su cumplimiento.

Y ahora, la aplicación de la Visión de la Carpa también tiene su aplicación espiritual y su aplicación física. La aplicación física puede ser cuando llegue la apretura, pues para ese tiempo estaremos en una etapa en donde los terremotos y los volcanes y los temblores de tierra estarán ya a una escala mayor; y lo más seguro para actividades va a ser, seguramente, las carpas; y lo otro es que para una actividad en un lugar donde no hay un edificio, lo más rápido que se coloca es una carpa.

Así que para ese tiempo de la apretura, vamos a ver el ministerio del Hijo del Hombre con Sus Ángeles llevando a cabo físicamente, literalmente, esa etapa con grandes señales, maravillas y milagros; y eso corresponde a los ministerios de Moisés y Elías, de los Dos Olivos; pero el Hijo del Hombre, Jesucristo, estará ahí, porque con Él es que vienen Sus Ángeles, los ministerios de Moisés y Elías; o sea, con Cristo, con el Ángel del Pacto, que es Jesucristo en Espíritu Santo manifestado en Su Ángel Mensajero.

Impreso en Puerto Rico