Domingo, 17 de octubre de 2021

ESTUDIO BÍBLICO #143 – DOMINGO, 17 DE OCTUBRE DE 2021

TEMA:    EL ÉXODO DEL DÍA POSTRERO

Dr. William Soto Santiago

Domingo, 6 de diciembre de 1998

Bogotá, Colombia

Escritura base: 1 Tesalonicenses 4:13-17

 

EL TERCER ÉXODO

30 de junio 1963

Tabernáculo Branham

Jeffersonville, Indiana, Estados Unidos

Rev. William M. Branham

294 Ahora, recuerden, Moisés no era la Columna de Fuego. Él era el líder ungido bajo esa Columna de Fuego; y la Columna de Fuego sólo vindicó Su Mensaje con señales y maravillas.

295 Y esa Columna de Fuego los guio a la tierra que Dios les prometió, en donde Él (Él mismo) se haría carne entre ellos algún día. ¿Es correcto eso? [La congregación dice: “Amén”. –Ed.] ¿Qué hicieron ellos? Murmuraron y se incomodaron, y todo lo demás, mostrando que era bajo la sangre de un cordero normal.

296 Pero esta vez (¡gloria a Dios!), la Columna que vemos entre nosotros, la Columna de Fuego, nos guiará al Milenio, a donde Él regresará a Su pueblo en ese gran reinado milenario después de este éxodo, en donde nosotros viviremos eternamente con Él. Él siempre tiene la Palabra del Padre, siempre prueba que Ella está correcta.

297 Nosotros estamos en un éxodo. Y ya para irnos, y apagando las cintas en un momento. ¡Oh, amigos míos, hermanos míos!, tanto los presentes y los que oirán las cintas, permítanme… como su hermano y ciudadano del Reino de Dios: ¡Salgan en este éxodo!, porque todo lo que se quede llevará la marca de la bestia. ¡Salgan de Babilonia! ¡Salgan de esta confusión! ¡Salgan de estos sistemas, y sirvan al Dios viviente! Permitan…

298 ¡Este gran Ángel del Pacto! “Jesucristo, en la forma de Dios, no consideró el ser igual a Dios, como cosa a que aferrarse”. Ahora Él está en una Columna de Fuego en la misma forma que Él estaba allá en el pasado trayendo ese primer éxodo, trayendo el segundo éxodo, y aquí está Él en el tercer éxodo.

299 En el primer éxodo, ¿qué hizo Él? Él los sacó de una tierra natural a una tierra natural.

300 En el segundo éxodo, Él los sacó de una condición espiritual a un bautismo espiritual del Espíritu Santo.

301 Ahora Él los está llevando del bautismo espiritual del Espíritu Santo, de regreso a la Tierra Eterna del Milenio y al gran Más Allá. Es la misma Columna de Fuego, por el mismo sistema ungido, ¡el mismo Dios haciendo las mismas cosas! Y la misma Palabra que declaró el primero, declaró el segundo. La misma Palabra que declaró el segundo, ha declarado el tercero, y aquí lo vemos entre nosotros.

302 ¡Salgan! ¡Oh, salgan de este caos! ¡Vengan al Dios viviente! Vengan a la Palabra. “Y la Palabra fue hecha carne y habitó entre nosotros”. Y ahora Él está en nuestra carne, habitando entre nosotros. Salgan y sirvan al Dios viviente.

 

UN TEMPLO PARA EL DIOS DE ABRAHAM, DE ISAAC Y DE JACOB

Dr. William Soto Santiago

Sábado, 24 de diciembre de 2016

Cayey, Puerto Rico

Y ahora, para el Día Postrero tenemos la promesa de que habrá un templo físico, una Gran Carpa Catedral, a la cual vendrá el Señor en la Columna de Fuego para morar, para manifestarse en el lugar pequeño de madera que habrá en esa Gran Carpa Catedral.

La misma Columna de Fuego, el mismo Ángel del Pacto, que le apareció a Moisés en aquella llama de fuego, y que libertó al pueblo hebreo a través de Moisés, y que los guio por el desierto en el éxodo y los llevó a la tierra prometida; esa misma presencia de Dios que ha estado en medio de Su Iglesia, va a estar en el cumplimiento de ese templo físico, de esa Gran Carpa Catedral, y va a hacer grandes cosas.

La más importante va a ser darnos la fe para ser transformados y llevados con el Señor a la Cena de las Bodas del Cordero. Y la fe para el rapto y transformación gira alrededor del Séptimo Sello, el cual será abierto completamente; y eso nos va a dar la fe para ser transformados y llevados con Cristo a la Cena de las Bodas del Cordero.

 

EL UNGIDO DE DIOS

Dr. William Soto Santiago

Domingo, 18 de agosto de 1991

Cayey, Puerto Rico

Así que nosotros que vivimos en el fin del tiempo hemos visto cómo el Pilar de Fuego se ha movido a Puerto Rico, y está llevando a cabo Su Obra en Puerto Rico, el Caribe y toda la América Latina, llamando y juntando a todos los escogidos en este éxodo hacia la tierra prometida.

Estamos en el tiempo en que el Pilar de Fuego está con nosotros manifestándose y llevando a cabo lo que Él prometió para el fin del tiempo en favor de todos los hijos de Dios.

Es el Pilar de Fuego en este tiempo final cumpliendo cada promesa a medida que llega el momento para cumplir cada una de las promesas hechas para este tiempo final.

Pronto veremos al Pilar de Fuego llevando a cabo la Obra que Él señaló como la Tercera Etapa manifestada en toda su plenitud, para la Novia (la Esposa del Cordero), para la iglesia (las vírgenes fatuas) y para los perdidos (que ya no tienen oportunidad). Y esa será la Obra del Pilar de Fuego, la Obra del Señor Jesucristo, la Obra del Espíritu Santo en Su manifestación final, velado en carne humana en el fin del tiempo.

Él no hace nada a menos que sea por un hombre ungido con el Pilar de Fuego. Y hemos identificado en la Escritura y por la Escritura quién sería el hombre ungido para el fin del tiempo con el Pilar de Fuego, para llamar el Pilar de Fuego, llamar por medio de ese hombre, con Gran Voz de Trompeta, a todos los escogidos, juntarlos, y luego producir la resurrección de los santos en Cristo y luego la transformación de nosotros los que vivimos.

 

EL ÉXODO HACIA EL REINO MILENIAL

Dr. William Soto Santiago

Domingo, 4 de agosto de 1991 (Segunda actividad)

Ciudad de México, México

Así que para los hijos de Dios, los primogénitos en este tiempo final, estamos en el éxodo hacia la tierra prometida: el éxodo que nos llevará a la transformación de nuestros cuerpos y a la resurrección de los que murieron en el pasado; y a la manifestación de la Tercera Etapa, en donde el Espíritu de Dios hará grandes cosas, las cuales serán cosas que nunca antes habían sido vistas por los seres humanos siendo manifestadas aquí en la Tierra.

Y habrá un rapto o traslación de los escogidos luego de la resurrección de los muertos y transformación de los vivos, y luego que hayamos pasado de 30 a 40 días aquí en la Tierra ya transformados.

Así que estas son promesas para todos los escogidos de Dios en el éxodo hacia la tierra prometida.

Así como Dios llevó a cabo un sinnúmero de eventos en ese éxodo hacia la tierra prometida, en la trayectoria hacia la tierra prometida grandes eventos divinos se llevaron a cabo: así también en este tiempo final tenemos grandes promesas de cosas grandes y maravillosas que Dios llevará a cabo. Por esa causa Él está llamando y juntando a los escogidos en el éxodo hacia la tierra prometida.

 

DIOS GLORIFICA SU NOMBRE OTRA VEZ

Dr. William Soto Santiago

Domingo, 19 de septiembre de 1999

(Segunda actividad)

Ciudad de Guatemala, Guatemala

Esperen hasta que el Ángel de Jesucristo sea adoptado, y entonces verán el cumplimiento de la Carpa tomando lugar. ¿Y para cuándo será? Será para cuando venga la apretura.

Por lo tanto, aprovechemos bien el tiempo comiendo alimento espiritual, y creciendo espiritualmente, y madurando espiritualmente, como hijos e hijas de Dios; para, cuando venga la apretura: si no han sido resucitados todavía los muertos en Cristo, sean resucitados; y nosotros los que vivimos, si no estamos transformados todavía, seamos transformados.

Porque en esa etapa, cuando venga la apretura, es que lo que fue visto manifestado en el reverendo William Branham temporalmente y parcialmente, será visto manifestado en toda su plenitud.

Esa Tercera Etapa estará en toda su plenitud, y ahí estará el Nombre Nuevo del Señor Jesucristo. Y el Nombre Nuevo del Señor Jesucristo será glorificado, como fue glorificado el nombre que usó en Su Primera Venida.

“Lo he glorificado, y lo glorificaré otra vez (una vez más)”.

Y “otra vez” pues es por segunda vez.

Ahora, en esta Tercera Etapa… Le llama el reverendo William Branham “la Tercera Etapa” a esa etapa donde la manifestación de Dios en toda Su plenitud estará en medio de Su Iglesia; y por consiguiente sucederán cosas que ni nos imaginamos nosotros que serían posibles. Pero si Dios lo ha prometido en Su Palabra, tiene que ser cumplido todo lo que Él ha prometido.

Para la resurrección de los muertos en Cristo tiene que venir la Tercera Etapa, y para nuestra transformación también; y ahí viene el Nombre Eterno de Dios y Nombre Nuevo del Señor Jesucristo, el cual Él dice que escribirá sobre el Vencedor. Y ese será el que conocerá el misterio del Nombre Nuevo de Jesucristo y el misterio de Su Venida; y él será adoptado.

Y cuando sea adoptado, entonces serán vistos los milagros y maravillas más grandes de toda la historia del cristianismo; a tal grado que estremecerá al pueblo hebreo. Y miren lo que el pueblo hebreo va a decir: la página 22 del libro de Citas, verso 176, al final dice:

176 – “Cuando el Señor Jesucristo venga por Su Novia, y ellos (o sea, los hebreos) lo vean a Él, ellos dirán: ‘Ese es el que hemos esperado, allí está Él’. Él se levantará con sanidad en Sus alas (y Sus Alas son los ministerios de Moisés y Elías)”.

Por eso es que el reverendo William Branham dice: “Los grandes milagros, esos son bajo los ministerios de Moisés y Elías”1.

Impreso en Puerto Rico

1 Citas, pág. 136, párr. 1208