Domingo, 9 de agosto de 2020

ESTUDIO BÍBLICO #19 – DOMINGO, 9 DE AGOSTO DE 2020

TEMA: LOS EFECTOS DE LA SEGUNDA VENIDA DE CRISTO

Dr. William Soto Santiago

Miércoles, 12 de mayo de 1999

(Tercera actividad)

Nanchital, Veracruz, México

Escritura base San Mateo 24:3 y 24:27-31

LIBRO DE LOS SELLOS

El Primer Sello – Pág. 117

Rev.William M. Branham

79. Ahora, piense bien, Juan escribió esto que tenemos, pero cuando empezó a escribir los otros siete truenos, le dijeron: “No lo escribas”. Ahora, Juan tenía comisión de escribir todo lo que viera, pero cuando tronaron estos siete truenos de Apocalipsis 10, entonces le fue dicho: “No escribas nada de esto”. Estos son misterios que todavía no conocemos; pero la opinión mía es que serán revelados ya muy pronto, y esto impartirá fe y gracia a la Novia para ser raptada. Hemos estudiado todo lo que sabemos, todas las dispensaciones, y hemos visto todas estas cosas; hemos visto los misterios de Dios, y hemos visto la gran reunión de la Novia en los últimos días; sin embargo hay algo allí todavía al cual no podemos llegar. Hay algo allí. Pero me imagino que cuando esos misterios empiecen a manifestarse… Dios dijo: “Detengamos esto. Yo revelaré esto en aquel día. Juan, no escribas esto porque tropezarán con ello; déjalo pasar; pero Yo lo revelaré en aquel día cuando tengan necesidad de saberlo”.

80. Ahora, no tronaron en vano; recuerden la gotita de tinta; todo tiene un propósito y una causa. Noten que el Creador pronunció estas cosas y Juan oyó esta Voz y fue a ver. Pero ahora el Cordero está mostrándole a Juan en forma simbólica lo que debe escribir para la Iglesia, lo que Él quiere que la Iglesia sepa. Por ejemplo le diría: “No digas completamente lo que esto es. No vayas a decir: ‘Esto es así, esto es lo que está bajo el Séptimo Sello’. No lo digas así, porque si yo te digo esto, entonces todo el plan a través de las edades se echaría a perder. Esto más bien es un secreto”. Él simplemente quiere… Como por ejemplo Su Venida, Él dijo: “Ahora nadie sabrá cuándo vengo; simplemente vendré”. Eso es todo. No es negocio mío saber cuándo; solamente me toca estar preparado. ¿Ve usted?

 

LIBRO DE LOS SELLOS

El Tercer Sello – Pág. 212

Rev.William M. Branham

104. Y esa es la misma razón por qué los avivamientos que debemos tener hoy… Ahora, hemos tenido avivamientos denominacionales, pero no hemos tenido una verdadera sacudida. No, no señor. No piense que tenemos avivamientos, porque no los tenemos. Tienen millones y millones de miembros de iglesias, pero no hay nada de avivamiento. La Novia todavía no ha tenido un avivamiento; todavía no ha habido allí ningún avivamiento, ninguna manifestación de Dios para sacudir a la Novia. Estamos esperando eso. Se necesitarán esos Siete Truenos misteriosos para despertarla. Él los mandará, lo ha prometido.

 

LIBRO DE LOS SELLOS

El Primer Sello – Pág. 128

Rev.William M. Branham

119. Ahora, en este caso, como nos dice la Biblia, cuando Jesús se da a conocer a los 144.000, el pequeño Benjamín de hoy, las reliquias de los judíos; cuando se dé a conocer le preguntarán: “¿Dónde obtuviste esas heridas? ¿Por qué están en Tus manos?”. Él entonces responderá humildemente: “Las recibí en la casa de mis amigos”.

120. Entonces se darán cuenta que han asesinado al Mesías. Pero ¿qué dirá Él? Lo mismo que dijo José: “Lo hicisteis para preservar vida. No os entristezcáis por esto”. Porque los gentiles no hubieran podido entrar si los judíos no hubieran hecho eso. Entonces Él salvó la vida de la Iglesia por lo que ellos hicieron. Por eso es que ahora no lo pueden entender; todavía no es la hora. Igualmente como nosotros no podíamos entender todas estas cosas hasta que llegara la hora apropiada.

121. Ahora, los Siete Truenos de Apocalipsis permitirán que Él muestre a la Novia cómo prepararse para obtener esa gran fe de traslación.

 

LIBRO DE LOS SELLOS

El Séptimo Sello – Pág. 471

Rev.William M. Branham

162. Y allá en el Cañón Sabino, Él me dijo: “Esta es la Tercera Etapa”. Hay tres cosas muy grandes que acompañan la Tercera Etapa. Una de ellas se abrió ayer, otra hoy, y queda una cosa que no puedo interpretar, porque está en un idioma desconocido. Pero estuve allí parado, y lo miré directamente; y esta es la Tercera Etapa, lo que viene. Y el Espíritu Santo de Dios… ¡Oh, hermano! ¡Por eso fue que todo el Cielo estuvo en silencio!

 

LA OBRA DEL SÉPTIMO SELLO EN TODAS LAS DIMENSIONES VOL. I

Pág. 81-82

El ministerio privado de Jesucristo luego de Su resurrección

Dr. William Soto Santiago

Domingo, 15 de abril de 2001

(Segunda actividad)

Cayey, Puerto Rico

(…) Y así como hubo un ministerio privado de Cristo por unos 40 días, habrá un ministerio que será muy privado en el Cuerpo Místico de Cristo. Ya no será un ministerio público como fue en las diferentes edades, en donde los apóstoles y también los ángeles mensajeros de las diferentes edades predicaban y hacían milagros, maravillas, públicamente, en sus edades. Pero para este tiempo final, cuando los muertos en Cristo resuciten y nosotros seamos transformados, la plenitud de Dios estará manifestada en la Iglesia de Jesucristo, pero será un ministerio privado, que está prometido para ser manifestado en este tiempo final. Y ahí, en esa etapa, estará cumpliéndose plenamente la media hora de silencio.

Ya la Puerta de la Gracia estará cerrada y Cristo estará en medio de Su Iglesia manifestado plenamente, en el cumplimiento pleno de Su Segunda Venida a Su Iglesia. Y eso será lo que el pueblo hebreo verá en medio de la Iglesia de Jesucristo, y dirá: “Este es el que nosotros estamos esperando”. Pero verá esa manifestación en medio de la Iglesia del Señor Jesucristo, que – en donde estarán todos jovencitos.

Y si nosotros pensamos que este lugar es grande, les quiero decir que es muy pequeño para ese gran congreso juvenil que hemos de tener muy pronto, que es de millones de jóvenes que vendrán para estar con nosotros en esa gran etapa del ministerio privado de Cristo, en medio de Su Iglesia en este tiempo final.

Y la Iglesia del Señor Jesucristo tendrá un ministerio privado en este tiempo final, así como Cristo lo tuvo. Será Cristo en Su Iglesia en el Día Postrero, en la manifestación del ministerio final de Cristo para estremecer a este mundo como nunca antes Él lo ha hecho.

Y ahí es donde se cumplirá plenamente la Visión de la Carpa y en donde grandes maravillas, milagros y señales serán realizadas. Pero nadie sabrá cómo serán hechos esos milagros y maravillas; solamente el que esté allí con la Columna de Fuego será el que conocerá la mecánica y el misterio de esos grandes milagros y maravillas que serán hechos en esa etapa de ese ministerio privado, el cual no estará siendo visto públicamente, pero los resultados estarán siendo vistos públicamente.

 

LIBRO DE CITAS – Pág. 22

¿Irá la Iglesia por la gran tribulación?

Chicago, Ill., 1-9-58

Rev.William M. Branham

183 – “El hijo del hombre está ahora siendo revelado desde el Cielo. ‘¿Vendrá después de un tiempo, hermano Branham?’. Es ahora. Y yo deseo no hacer esto tan personal en esta reunión, espero que su espíritu dentro de usted, que es dado por Dios, pueda leer lo que estoy hablando. El Hijo del Hombre ya ha venido de Su gloria y se está revelando a Sí mismo por los cuantos años pasados a Su Iglesia en Su misericordia; enseñándoles Su gran presencia, haciendo las mismas cosas que Él hizo cuando Él estuvo aquí en la Tierra, revelándose a Sí mismo como Él lo hizo a Abraham antes de la destrucción. Él ha venido ahora en misericordia revelándose a Sí mismo a la Iglesia; se han reído y lo han escarnecido. La siguiente vez que Él se revele a Sí mismo, será en el juicio al mundo y las naciones que se olvidaron de Dios y pecaron su manera de gracia… Su Día de Gracia, más bien”.

 

LIBRO DE CITAS – Pág. 96

El Sexto Sello

Rev.William M. Branham

832 – “Esos profetas estarán allí y harán toda clase de milagros, oscurecerán el sol, y todas esas cosas a través de ese tiempo. Luego aquellos clamarán a las piedras y a los montes, que los escondan de la misma Palabra de la cual antes se habían burlado, porque ahora lo podían ver que venía. Decían: ‘Escondednos de la ira del Cordero’. Él es la Palabra. Ellos se habían burlado de la Palabra y ahora allí estaba la Palabra encarnada. Ellos se habían mofado grandemente de esos profetas, pero ahora había venido la Palabra encarnada. ¿POR QUÉ NO SE ARREPINTIERON? No pudieron; ya era demasiado tarde. Y ellos conocían muy bien el castigo que les esperaba; habían oído todo eso. Ellos habían estado en cultos como éste, y habían escuchado todas esas cosas. Ellos sabían que estaban encarando las mismas cosas que esos profetas habían predicho. Pero lo habían rechazado; despreciaron la misericordia de Dios por última vez. Y cuando uno desprecia la misericordia, lo único que le queda es el juicio. ¡Piénselo! / Ellos trataron de arrepentirse, pero el Cordero ya había venido para reclamar a los Suyos”.

Impreso en Puerto Rico